lunes, 20 de diciembre de 2010



TU PUEDES CREAR TU DÍA...


Todos tenemos la capacidad de crear nuestro día como queremos. Depende ciertamente en muchos casos en saber que es lo que queremos experimentar en nuestro día a día. Aunque pueda parecer muy difícil la verdad es muy fácil, sólo es cuestión de práctica y constancia, quizás puede que te cueste un poco
al principio pero con los días irás mejorando y perfeccionando tu técnica.


Nuestro cerebro está condicionado a pensar de una forma y cuando intentamos cambiar esos parámetros inmediatamente entra en alerta haciendo difíciles los cambios, hay que reprogramarlo para que haga lo que nosotros queremos de verdad y no seguir en esos viejos parámetros de comportamiento y pensamiento.

Una de las claves para cambiar nuestros pensamientos es no rendirse al mandato de nuestro cerebro, es más bien dominarlo hasta lograr que piense y haga lo que le pedimos.

Re programar los pensamientos se basa principalmente en cambiar todas esas creencias arraigadas en nuestro subconsciente y llenarla con los pensamientos que nos ayudarán a alcanzar lo que queremos de verdad.

A continuación te damos una rutina para que crees el día que de verdad quieres vivir: Vete a la cama y cuando cierres los ojos, imagínate que es eso que mañana te gustaría, ver, sentir, conocer, oler, oír, hacer, etc.

Visualízalo dela forma más vívida posible. Hasta que te duermas. Al despertar antes que cualquier otra cosa AGRADECE por el nuevo y maravilloso día, por todas las cosas, personas y hechos fantásticos que vivirás, si tienes algo en especial que desees experimentar inclúyelo también.

Durante el día intenta estar en paz
y armonía con todo lo que llega a tu experiencia, no juzgues ni menosprecies nada de lo que suceda, veas, sientas, huelas, etc. Simplemente acepta y siéntete feliz.

Trata de ver la belleza en todo lo que te rodea, siéntete
agradecido de poder estar donde estés, de comer lo que lleves a la boca, de beber, de hablar, reír, moverte libremente y de pensar. Si ves alguna dificultad no te estanques en mandar más energía negativa quejándote de
porque está pasándote eso, más bien tómalo con calma y envía tu amor a esa situación, verás como empieza a resolverse.

Recuerda en todo momento que no importa lo difícil que parezca TODO TIENE SOLUCIÓN. Lograr tener el día que deseas es una decisión tuya, así como todo lo que a tu experiencia llega, no dejes que influencias externas hagan de tu vida lo que no deseas, toma el control y hazlo ahora mismo.

Una forma muy útil y eficiente de re programar nuestro cerebro y
pensamiento es usando las afirmaciones positivas.

Así que al abrir tus ojos cada mañana, agradece, bendice, alégrate, piensa que estás donde Dios quiere que estés, que cada experiencia es una lección, para ser mejor, y para irradiar tu luz al mundo.

(Enviado por: "Claudia")