domingo, 8 de enero de 2012


Mensaje de los Ancianos Hopi sobre el 2012

Ustedes le han estado diciendo a la gente que esta es la Onceava Hora.
Ahora deben volver a la gente y decirles que esta es La Hora.
Estas son las cuestiones que deben ser contempladas
¿Dónde estás viviendo?
¿Qué estás haciendo?
¿Cómo son tus relaciones?
¿Estás en la relación correcta?
¿Dónde está tu agua?

Conoce tu jardín.

Es el tiempo de hablar la Verdad.
Crea tu comunidad.
Sean buenos los unos con los otros.
Y no busques un líder fuera de ti.
¡Este podría ser un buen momento!

Hay un río fluyendo muy rápidamente.
Es tan grandioso que mucha gente podrá estar asustada.
Tratarán de aferrase a las orillas.
Sentirán como si los estuvieran arrancando y sufrirán enormemente.
Sepan que este río tiene su destino.
Los ancianos dicen que debemos soltarnos de la orilla,
y empujarnos hacia el centro del río,
mantener los ojos abiertos, y nuestra cabeza por encima del agua.
Mirar quien está allí contigo y celebrar.

En este momento de la historia, no debemos tomarnos nada personalmente,
sobre todo a nosotros mismos! Pues en el momento en que lo hacemos,
nuestro crecimiento y camino espiritual llegan a un alto en el camino.
Ya pasó el tiempo del lobo solitario.
¡Reúnanse!

Desaparece la palabra lucha de tu actitud y tu vocabulario.
Todo lo que hacemos ahora lo debemos hacer de manera sagrada y en celebración.
Nosotros somos aquellos que hemos estado esperando.

(Los Ancianos (Elders)
Oraibi, Arizona
Nación Hopi)

------------------------------------------------------------------------------------
Nación Hopi (pueblo aguerrido indio de Norteamérica, actualmente repartido entre varias comunidades y aldeas en el estado de Arizona)

NUESTRO LUGAR EN EL MUNDO

Cuando llegamos por primera vez al Cuarto Mundo recibimos palos para sembrar y una bolsa de semillas, y nos convertimos así en agricultores. Somos un pueblo agricultor y hemos cultivado tierras desde ese entonces. Nuestro propósito es cuidar la Tierra, las personas, las flores, las plantas, los animales, los insectos y los peces, es decir todo lo que existe en este planeta, porque está dispuesto para nosotros. Sin la Tierra y sus criaturas y sin las plantas vivientes, no sobreviviremos. Éstas existen para nosotros; nosotros estamos aquí para ellas. A los hopis se les enseña que todos dependemos unos de otros para sobrevivir.