jueves, 9 de febrero de 2012



LOS GUERREROS DE LA LUZ


Los guerreros de la luz viven agradecidos, viven con amor, saben que todo lo que sucede es un regalo perfecto de Dios. Los guerreros de la luz, van por el mundo, llevando alegría y paz. 
Los guerreros de la luz conocen lo que son, y no se dejan atrapar por la oscuridad. 
Los guerreros de la luz se liberan, han pasado por grandes pruebas, pero con la luz las superan, para poder mostrar al mundo que la felicidad si es real, le pertenece a cada alma pura y eterna. 
Los guerreros de la luz se han equivocado, pero se perdonan y siguen adelante, siempre con su ser conectados. 
Los guerreros de la luz tienen brillo en su mirar y pueden cambiar la vida de muchos más con su voz, su amor y paz. 
Los guerreros de la luz en el planeta se están uniendo, cumpliendo una misión perfecta que viene del cielo. Los guerreros de la luz pueden todo dejar, para caminar hacia un propósito más elevado que lleve sus vidas a volar y así con su vuelo iluminar la vida de muchos más. 
Los guerreros de la luz aman la naturaleza, porque saben que esta vive en su esencia pura y bella. 
Los guerreros de la luz, vienen por muchas vidas caminando, pero en estos tiempos se están reencontrando, y uniendo sus fuerzas podrán elevar al planeta y con amor sanarlo. 
Los guerreros de la luz luchan por la libertad, pero no con odio, ni rabia, sino con amor, compasión, serenidad y voluntad. Así todo se disuelve y puede reinar la paz. 
Los guerreros de la luz recuperan su inocencia, y así sus vidas se vuelven una eterna fiesta, celebrando por todo lo que viven y por todos a quien encuentran. 
Que vivan los guerreros de la eternidad, que vivan los guerreros que al mundo van a cambiar. Que vivan los guerreros del amor, que vivan eternamente porque son uno con Dios. Amén. 

FRASE DE PODER DESDE EL EDEN CANALIZADA POR UNA GUERRERA DE LUZ (Desde Madrid, Mari Alicia Lara):
Yo elijo el camino del amor. Yo decido siempre, vibrar desde el corazón, yo confío que soy luz, yo afirmo que soy paz, en mi interior solo cabe lo que yo dejo entrar y saco todo aquello que no me trae paz. Dejo ir al miedo, la angustia, la ira. Transformo todo esto, en alegría. Me entrego a la voluntad divina de Dios, mientras me alejo de la oscuridad. Hago morir a mi ego, para que pueda renacer todo el amor y mi humildad. Hago morir al miedo, mientras me entrego al amor y a la felicidad. Elijo el camino de la luz, y elijo no temer. Porque toda la oscuridad se disuelve, cuando se enciende la luz del corazón”.

http://www.facebook.com/pages/EL-EDEN-ENTRA-EN-LA-LUZ/226775580695694