viernes, 12 de octubre de 2012

 
 
 
 
ANGELES PROTECTORES


Ayer fue uno de esos días, en que mejor uno se hubiera levantado...
Ayer fue uno de esos días... Donde los Ángeles hicieron Horas extras conmigo...
Pues en dos ocasiones peligró mi vida:

  • a) A las 14:30h me di un fuerte golpe en la cabeza al tropezar con un objeto metálico saliente en la pared. (Si el golpe hubiera sido en la sien... No estaría aquí para contarlo).

  • b) A las 21:30h cuando conducía de regreso del trabajo hacia casa, un coche parado en la carretera y sin triángulos de emergencia... a punto estuvo de causarnos un accidente.
Cuando salí de peligro, y regresé sana y salva a casa pensé:

No somos Nada. El cuerpo es tan frágil que en cualquier momento y de la manera más tonta, (con un mal golpe en un mal sitio) podemos abandonarlo...

En seguida fui consciente de que hay que cuidar la Salud y la Vida mucho más, evitando ciertas situaciones que ponen en peligro nuestra vida. Mientras estamos vivos somos Responsables de hacer todo lo posible por mantener este cuerpo con vida. Se nos estregó un cuerpo Sano para poder llevar a cabo el Propósito del Alma en esta encarnación y, debemos cuidarlo de forma Consiente para que no se deteriore antes de lo Previsto, antes de haber cumplido el Plan o Misión para esta vida.

También fui consciente de todas aquellas cosas Pendientes que hay que hacer y no aplazarlas por más tiempo.

El cielo esta vez, ha sido muy compasivo y benevolente conmigo. Me ha concedido "un poco más de tiempo extra"... !Uf por los pelos!. Se ve que aún no era mi hora...

Estoy Infinitamente Agradecida a los Ángeles y los Guías por su Providencial Asistencia salvando mi vida en este día. Prometo cuidar más de este Templo que es el cuerpo.

He aprendido la Lección: Un descuido + Impulsividad = Es una mala combinación que puede quitarnos la vida.


(Maiga)