viernes, 24 de junio de 2011




MENSAJES DE LOS ÁRBOLES:

Somos los guardianes de la Tierra en muchos aspectos... Desearíamos enfatizar que los grandes árboles son absolutamente necesarios para el bienestar de la Tierra, y ésto no solamente se debe a que nosotros (los devas de los árboles) controlemos las lluvias, sino que además extraemos fuerzas internas que son necesarias tanto para la Tierra como para el hombre.

Tenemos una tarea que desempeñar, el hombre está ahora transformándose en regulador de los bosques del mundo, y está comenzando a darse cuenta de lo necesarios que son los bosques tanto para la Tierra como para el hombre.

...Pero él, cubre gandes áreas de terreno con especies de rápido crecimiento, seleccionando árboles por tontas razones económicas, sin ser conscientes en absoluto de las necesidades del planeta. Eso demuestra una total ignorancia de la finalidad de los árboles, y de su capacidad de canalizar diversas fuerzas.

El mundo necesita de nosotros en una amplia escala. Quizás si el hombre estuviera en armonia con el infinito... (Como lo estamos nosotros) y estuviera contribuyendo con la parte que le toca... Las fuerzas estarían en equilibrio. Pero en la actualidad el planeta necesita más que nunca justamente de lo que se le niega: La fuerza que proviene de los grandes árboles, fuertes y majestuosos.

Hombre Comprede que: Los árboles son como una membrana protectora de la Tierra, y en esa membrana se efectúan cambios necesarios para la vida. Nosotros los devas, somos los centinelas eternos del cambio; nuestra más elevada alabanza emana como el aroma de una flor. Bendice a todos los que vienen y descansan en nuestra aura, en nuestros bosques (aunque los hombres absortos en sí mismos, no sean conscientes de nuestra presencia).

Los árboles, enraizados guardianes de la superficie, que atraemos las fuerzas superiores de la Tierra a través del suelo, tenemos una ofrenda especial para el hombre, en esta era de velocidad, apresuramiento y de negocios:

Somos Calma, Fuerza, Permanencia, Alabanza y Fina Armonización (para sus cuerpos, mentes y almas), lo cual es sumamente necesario en el mundo.

Somos más que eso, somos expresiones del amor del creador por us vida abundante, singular e interrelacionada. Tenemos un Propósito.

No podemos prescindir unos de otros, no importa cuan aislados o autosuficientes estemos en sentido geográfico, la totalidad de la vida está aquí y ahora y es nuestro provilegio hacer sonar nuestra nota especial:


"VEN A NUESTRO LADO SIEMPRE QUE PUEDAS,

Y ELEVA TU CONSCIENCIA."

(Estractos del Libro "Comunicación con los Ángeles y los devas")
(Dorothy Macclean, una de las fundadoras de Findhorn).